domingo, 15 de enero de 2017

¡Por una Nueva Central de Trabajadores! - Grupo Milenio

¡Por una Nueva Central de Trabajadores! - Grupo Milenio
El sábado reciente en Guadalajara se llevó a cabo el Foro Regional de la Nueva Central de Trabajadores [NCT] preparatorio a su segundo congreso nacional a realizarse a finales de enero próximo en la ciudad de México. Participaron diversas organizaciones sindicales, cooperativas, colectivos, núcleos democráticos estudiantiles, académicos, etcétera. Su fundación data de febrero de 2014 y tal iniciativa loable y necesaria fue del Sindicato Mexicanos de Electricistas [SME], compartida por la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación [CNTE], el Sindicato Independiente de Trabajadores de la Universidad Autónoma Metropolitana [Situam], los sindicatos de Trabajadores del Transporte de Pasajeros del Distrito Federal, de General Tire, de la Universidad Autónoma Chapingo, la Confederación de Jubilados y Pensionados de la República Mexicana y gremios de empleados públicos de diversos estados, como Veracruz, Nayarit y Oaxaca. Uno de sus principales objetivos es unificar a los gremios opuestos al proyecto neoliberal. En el acto fundacional se explicó que esta nueva organización tiene como finalidad crear una representación obrera legítima y apartidista para dar respuesta a las acciones funestas del gobierno federal. Martín Esparza, líder del SME, sostuvo que se va a continuar con la campaña de adhesión de más gremios a la central en los estados de la República, y es esto último uno de los propósitos de haber convocado al Foro Regional en el que estuvieron presentes sindicatos democráticos como el propio SME, el de trabajadores de la Universidad de Colima, que se ha destacado por su lucha por demandas laborales legítimas y contra el cacicazgo en esa institución, a diferencia de los sindicatos blancos en la Universidad de Guadalajara, pues son sindicatos patronales a las órdenes del cacique Raúl Padilla López. En los hechos, tales sindicatos no son propiamente sindicatos sino organizaciones corporativas-clientelares que defienden los intereses patronales caciquiles. En tal evento fue importante la presencia de la Cooperativa de Trabajadores Democráticos de Occidente [TRADOC], del Sindicato de Trabajadores Unidos de Honda de México (STUHM) y del Sindicato del Sistema Intermunicipal de Agua Potable y Alcantarillado [SIAPA], entre otros más.

En la historia moderna mexicana –al menos en sus últimas siete décadas, en el capítulo que corresponde a la vida política, a sus procesos de constitución de poder y de hegemonía– la clase trabajadora, como clase, ha estado prácticamente ausente; ha estado sometida al poder del capital representado por un Estado cuyos regímenes políticos han podido maniatarla. La Confederación Mexicana de Trabajadores [CTM], al igual que la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos [CROC] y la Confederación Regional Obrera Mexicana [CROM], son instrumentos corporativos estatales, de estirpe priista, para beneficiar a la burguesía criolla y extranjera y su acumulación de capital. Tales organizaciones todo el mundo las conoce como organizaciones gremiales del sindicalismo charro o neocharro. En México el porcentaje sindicalizado del total de la población trabajadora es de un poquito más del 10 por ciento, y lo peor, en su mayoría tal porcentaje está agremiado al sindicalismo espurio y, peor aún, a los sindicatos fantasmas operando con contratos de protección al capital sometiendo al proletariado a las formas funestas de la subcontratación laboral [outsourcing], generando una masa de operarios desprotegidos y viviendo con sus familias precariamente. Las llamadas reformas estructurales neoliberales, especialmente la laboral, se han impuesto autoritariamente por el gobierno precisamente por la enorme debilidad política de la clase trabajadora del campo y las ciudades. La desigualdad social, la pobreza, hasta la hiperviolencia social, también son resultado directo o indirecto de la escasa fuerza política del proletariado sin cabeza, es decir, carente de organización política en sindicatos democráticos clasistas para defender sus derechos laborales y sin representación partidista de sus intereses políticos.

Desde luego que en las últimas décadas ha habido luchas heroicas del proletariado pero estas no han podido inclinar la balanza de su lado o al menos equilibrarla contra sus oponentes clasistas. El neoliberalismo, expresión del capitalismo salvaje, ha venido destrozando los derechos laborales. Entonces, ¿para qué es necesaria una nueva central de trabajadores? No solamente es necesaria sino urgente el crecimiento y su fortalecimiento, pues de seguir funcionando el neoliberalismo, la pobreza, el desempleo y tantos males sociales se agudizarán como nunca antes. El proyecto oligárquico ha venido devastando al país con base a un intenso saqueo impune de sus recursos naturales, a una criminal contaminación ambiental, a la opresión y superexplotación de la mano de obra asalariada. Es urgente frenar esta economía criminal y sus formas políticas autoritarias absolutamente corruptas e impunes.

La NCT es la alternativa gremial democrática para organizar a todos y todas las trabajadoras de las ciudades y el campo; a los jornaleros agrícolas, a las operadoras de las maquiladoras, a los maestros de todos los niveles educativos, a los electricistas, petroleros, mineros, trabajadores de la economía "informal", desempleados, cooperativistas, etcétera. Su crecimiento y consolidación no serán fáciles en un mundo del trabajo totalmente adverso a los intereses y demandas justas y legítimas del proletariado. En este foro se habló de reflexionar sobre la posibilidad de apoyar la candidatura independiente femenina propuesta por el Congreso Nacional Indígena anunciada en octubre pasado en Chiapas, toda vez que ningún partido político registrado representa los intereses de los de abajo, de los trabajadores. El proyecto oligárquico ha fracasado socialmente con su neoliberalismo y urge una alternativa democrática para resolver los grandes y graves problemas nacionales; de ahí la necesidad de luchar por un gobierno obrero, campesino, indígena y popular.

martes, 10 de enero de 2017

LLAMA LA CONFEDERACIÓN DE JUBILADOS Y PENSIONADOS DE LA REPÚBLICA MEXICANA A RESCATAR LOS FONDOS DE LOS TRABAJADORES AHORRO PARA EL RETIRO CON LOS QUE SE ENRIQUECE LA BANCA PRIVADA


Durante muchos años, nuestro país fue ejemplo internacional al haber aprobado leyes, que permitieran posibilitar a los trabajadores la defensa de sus derechos y la obtención de conquistas y mejoras a sus logros históricos.

Tal es el caso de la Ley del Seguro Social de 1973 que, entre otras cosas surgió producto de un gran consenso del Gobierno, los patrones y los trabajadores, que en aquel momento entendieron que, el ser humano era el factor central para lograr resultados positivos en la producción y con ello conducir a México por el rumbo del desarrollo y del progreso.

En tal virtud, había que encontrar, como ocurrió, el mecanismo legal que garantizase la estabilidad social y familiar del derechohabiente y sus beneficiarios que trajera consigo una mayor concientización y disposición en el desarrollo de sus labores.

Ese gran acuerdo tripartito está siendo vapuleado inmisericordemente por la doctrina neoliberal recalcitrante, impuesta en México hace más de treinta años.

Aniquilar todo vestigio de derechos de los trabajadores derivados de la ejemplar Ley de Seguridad Social Solidaria Distributiva de 1973 incluyendo las pensiones, es la prioridad de estos gobiernos antiobreros, que con suma docilidad y sumisión, acatan las instrucciones del FMI y la OCDE.

En esa perversa y malévola intención, los neoliberales no solo agreden nuestros derechos, sino también, con pleno cinismo y abuso, manejan a capricho y mal, nuestros recursos que hemos ahorrado en las AFORES. Ellos, han dilapidado nuestros dineros, en proyectos privados y en deuda del gobierno sin tomarnos parecer alguno y además están cobrando por administrar nuestros recursos, cuantiosísimas ganancias por comisiones.

Ante ese escenario de despojo, la Confederación de Jubilados, Pensionados y Adultos Mayores de la República Mexicana decimos: es tiempo de frenar esta acometida salvaje a nuestros derechos, hay que plantarles la cara a nuestros enemigos de clase.

Para ello, convocamos a los jubilados, pensionados, adultos mayores, y jóvenes, a sumar esfuerzos para, por la vía legal y política, abrogar la Ley de Sistemas de Ahorro para el Retiro, (AFORES) que en México, ha sido un rotundo fracaso, a más de 20 años de su aplicación.

Presentaremos próximamente ante el Congreso de la Unión, una Iniciativa de Ley Ciudadana para quitarle al sistema bancario la administración y control de nuestros ahorros.

El Jubilado pasivo está anclado en el pasado, el Jubilado activo está en el presente conquistando el futuro.

 

C. CARLOS MAGARIÑO LUEVANO Y C. JORGE HERRERA IRETA

PRESIDENTE VICEPRESIDENTE


jueves, 5 de enero de 2017

Posicionamiento del SME ante el gasolinazo.

Sindicato Mexicano de Electricistas (Blog): Posicionamiento del SME ante el gasolinazo.
EL SINDICATO MEXICANO DE ELECTRICISTA
-NUEVA CENTRAL DE TRABAJADORES (NCT)-


1. Llama a todos los ciudadanos conscientes a respaldar todas las acciones de protesta que de manera legítima manifiesten un enérgico rechazo a la escalada de alzas de precios de la gasolina, la electricidad, el gas natural, el costo del transporte público y de la canasta básica que golpean brutalmente a la economía popular. Llama a toda la población a sumarse a las iniciativas que estén a su alcance -cuales sean- para salir a las calles, plazas, avenidas, carreteras y autopistas a manifestarse.

2. Llama a auto organizar la resistencia civil y pacífica en contra de este nuevo atraco del gobierno en nuestros centros de trabajo, escuelas, barrios, ejidos y comunidades. Es necesario convocar a reuniones informativas y asambleas populares desde nuestras formas existentes de organización, sean asociaciones, clubs, cooperativas, sindicatos, colectivos, coordinadoras o asambleas populares para desplegar una campaña informativa entre la población que nos lleve a tomar acciones masivas más contundentes en contra de la escalada de precios.

3. Convoca a las organizaciones integrantes de la NCT a realizar asambleas de base para tomar acuerdos que fortalezcan la respuesta popular al incremento de la gasolina, las tarifas eléctricas y el transporte público. Así mismo, la NCT promoverá los acuerdos mínimos para la unidad de acción con los distintos referentes sindicales y populares que reprueban el alza de precios y coincidan en la necesidad de convocar a una gran Jornada Nacional de Lucha y Desobediencia Civil contra el alza de precios de las gasolinas, las tarifas eléctricas, el gas natural y en contra de los recortes al gasto público en educación, salud y vivienda.

4. Los argumentos del gobierno para justificar el alza de las gasolinas son falsos y risibles. Como aquel de que en otros países no petroleros la gasolina es más cara. En realidad el gobierno no tiene ingresos para sostener un presupuesto de egresos que conserva los privilegios de los partidos y la clase política, sus lujos, bonos, despilfarros y negocios mal habidos. El país está quebrado a consecuencia de sus políticas neoliberales, la crisis capitalista y la entrega de nuestros recursos estratégicos al extranjero. El desmantelamiento y cierre de las refinerías, la dependencia de la gasolina proveniente de Estados Unidos, en pocas palabras, la pérdida de nuestra soberanía energética, es lo que explica la escazes y el incremento de las gasolinas. Nosotros no tenemos por qué pagar los platos rotos. Nosotros exigimos No más recortes al gasto público, No más impuestos, No más aumentos de bienes y servicios.

5. La NCT convoca a todos los trabajadores y sus organizaciones a emprender una lucha decidida por la defensa y recuperación del poder adquisitivo del salario; a exigir mayores incrementos salariales en las próximas revisiones contractuales e ir a la huelga de ser necesario. En esta misma línea, demandemos un incremento general de emergencia.

6. Treinta años de neoliberalismo, de saqueo de nuestros recursos naturales, de privatización de los servicios públicos y bienes comunes, de despojo de nuestros derechos sociales y libertades políticas, de represión de la lucha social, de falsa democracia partidista y manipulación mediática, están llegando a su fin. Alcémonos con la unidad popular para alcanzar un México con justicia, paz y libertad.

SME-NUEVA CENTRAL DE TRABAJADORES.
Comité Central y Comisiones Autónomas.
México Enero del 2017.

martes, 3 de enero de 2017

Comunicado Urgente

LA NUEVA CENTRAL DE TRABAJADORES LLAMA A FORTALECER LA LUCHA POPULAR EN CONTRA EL AUMENTO A LAS GASOLINAS, LA ELECTRICIDAD Y EL GAS LP

Durante las primeras horas del 2017 miles de mexicanos en todo el país se han manifestado en contra del "gasolinazo" que el gobierno de Enrique Peña Nieto anunció en días pasados; con la llegada del año nuevo el costo por el combustible aumentó en un 20%. 
 
Las calles de la CDMX y el Estado de México se llenaron de protestas, tomas parciales de gasolineras y marchas en diversas vialidades, además del cierre total de la carretera México-Querétaro. 
 
El enojo ha ido en aumento; para el segundo día del año las tomas de carreteras y centros de distribución de Pemex se expanden por diferentes estados como Morelos, Guerrero, Hidalgo, Tlaxcala, Veracruz, Michoacán, Durango, Jalisco, Tamaulipas, Coahuila, Chihuahua, Yucatán y Chiapas; en el centro del país las vías Texcoco-Lechería, Naucalpan-Toluca, México-Pachuca y la México-Toluca también presentan cierres. Gasolineras ubicadas cerca de la autopista México-Puebla y vías primarias como Tlalpan e Insurgentes están siendo bloqueadas por la población de zonas aledañas. 
 
Por su parte, en estados como Oaxaca y Nuevo León ciudadanos buscan crear amparos colectivos en contra del aumento a la gasolina. Como era de esperarse la escalada de alza de precios de bienes y servicios sigue inmediatamente a la del combustible; éste traerá aumentos generalizados en los insumos básicos como la tortilla, que podrá llegar a los 20 pesos por kilo. 
 
Además, se anunció ya el incrementó al costo de las tarifas eléctricas y el gas LP, y también se prevé que el transporte público ajuste sus tarifas al alza mientras que el transporte foráneo las ajustó desde las primeras corridas del 2017. 
 
La situación es desastrosa para la población trabajadora. El poquitero aumento a los salarios mínimos ya quedo fulminado con los aumentos de bienes y servicios. Ante ello, sólo nos queda responder con la movilización en rechazo a las medidas antipopulares del gobierno que, como en otras ocasiones, pretende cargar sobre los hombros de la clase trabajadora todo el peso de la crisis económica. 
 
Conforme se vayan anunciando el resto de los incrementos que traerá consigo el alza de la gasolina las protestas van a seguir aumentando y probablemente también radicalizando; cabe destacar que son los transportistas los que hasta el momento están llevando consigo la protesta por las carreteras del país, además de ser la ciudadanía organizada a través de las redes sociales la que está tomando calles, plazas y expendios de distribución de combustibles; aún falta por ver las acciones que realicen los estudiantes, campesinos, comunidades y demás trabajadores organizados. Los partidos políticos institucionales están siendo rechazados en las marchas. 
 
En respuesta se limitan al activismo por internet en contra del PRI y Peña Nieto; la ciudadanía encabronada les reclama que fueron ellos los que aprobaron la reforma energética y estos aumentos son en parte consecuencia del mal llamado "Pacto por México".
Ante este escenario. La Nueva Central de Trabajadores (NCT).

1. Llama a todos los ciudadanos conscientes a respaldar todas las acciones de protesta que de manera legítima manifiesten un enérgico rechazo a la escalada de alzas de precios de la gasolina, la electricidad, el gas natural, el costo del transporte público y de la canasta básica que golpean brutalmente a la economía popular. Llama a toda la población a sumarse a las iniciativas que estén a su alcance -cuales sean- para salir a las calles, plazas, avenidas, carreteras y autopistas a manifestarse.

2. Llama a auto organizar la resistencia civil y pacífica en contra de este nuevo atraco del gobierno en nuestros centros de trabajo, escuelas, barrios, ejidos y comunidades. Es necesario convocar a reuniones informativas y asambleas populares desde nuestras formas existentes de organización, sean asociaciones, clubs, cooperativas, sindicatos, colectivos, coordinadoras o asambleas populares para desplegar una campaña informativa entre la población que nos lleve a tomar acciones masivas más contundentes en contra de la escalada de precios.

3. Convoca a las organizaciones integrantes de la NCT a realizar asambleas de base para tomar acuerdos que fortalezcan la respuesta popular al incremento de la gasolina, las tarifas eléctricas y el transporte público. Así mismo, la NCT promoverá los acuerdos mínimos para la unidad de acción con los distintos referentes sindicales y populares que reprueban el alza de precios y coincidan en la necesidad de convocar a una gran Jornada Nacional de Lucha y Desobediencia Civil contra el alza de precios de las gasolinas, las tarifas eléctricas, el gas natural y en contra de los recortes al gasto público en educación, salud y vivienda.

4. Los argumentos del gobierno para justificar el alza de las gasolinas son falsos y risibles. Como aquel de que en otros países no petroleros la gasolina es más cara. En realidad el gobierno no tiene ingresos para sostener un presupuesto de egresos que conserva los privilegios de los partidos y la clase política, sus lujos, bonos, despilfarros y negocios mal habidos. El país está quebrado a consecuencia de sus políticas neoliberales, la crisis capitalista y la entrega de nuestros recursos estratégicos al extranjero. El desmantelamiento y cierre de las refinerías, la dependencia de la gasolina proveniente de Estados Unidos, en pocas palabras, la pérdida de nuestra soberanía energética, es lo que explica la escazes y el incremento de las gasolinas. Nosotros no tenemos por qué pagar los platos rotos. Nosotros exigimos No más recortes al gasto público, No más impuestos, No más aumentos de bienes y servicios. 
 
5. La NCT convoca a todos los trabajadores y sus organizaciones a emprender una lucha decidida por la defensa y recuperación del poder adquisitivo del salario; a exigir mayores incrementos salariales en las próximas revisiones contractuales e ir a la huelga de ser necesario. En esta misma línea, demandemos un incremento general de emergencia. 
 
6. 30 años de neoliberalismo, de saqueo de nuestros recursos naturales, de privatización de los servicios públicos y bienes comunes, de despojo de nuestros derechos sociales y libertades políticas, de represión de la lucha social, de falsa democracia partidista y manipulación mediática, están llegando a su fin. Alcémonos con la unidad popular para alcanzar un México con justicia, paz y libertad.

NUEVA CENTRAL DE TRABAJADORES
México
Enero del 2017.

lunes, 2 de enero de 2017

Élites devoran el erario | Siempre!

Élites devoran el erario | Siempre!


Cámara de Diputados

Recortes afectan desarrollo económico/II

Martín Esparza Flores

El manejo presupuestal en los últimos tres sexenios ha estado marcado por una tendencia a mantener incólumes los privilegios de las élites del poder como es el caso del Poder Legislativo cuya asignación de recursos creció en un 34 por ciento en el periodo comprendido del 2007 al 2015, y contradiciendo al eternizado discurso de la austeridad, el gasto corriente por servicios personales de los altos funcionarios se incrementó en un 37 por ciento del 2000 al 2015, de acuerdo a estudios elaborados por expertos del Centro de Análisis Multidisciplinario de la Facultad de Economía de la UNAM.

En contraparte, y aunque resulte paradójico en el contexto de la reforma educativa, el gasto programado en educación ha disminuido en términos reales, desde el 2007, a una tasa promedio de 1.5 por ciento anual; su peso dentro de los presupuestos se ha desplomado "desde un 34 por ciento en 2007 hasta un 29.3 por ciento en 2016", pero también los apoyos al campo, como sector primario, han sido magros pues en el mismo periodo apenas y han tenido un crecimiento del 0.03 por ciento, según establecen los análisis de los economistas de la Máxima Casa de Estudios.

Amén de la parte de responsabilidad que le toca a los sectores empresariales del país en el gris crecimiento de la economía nacional, los gobiernos en turno tienen buena parte de culpa por los pésimos diseños en las asignaciones presupuestales de las tres últimas décadas, ya que mientras se han disparado los presupuestos asignados al rubro de la seguridad, los referentes a áreas productivas como las actividades agrícolas, silvicultura y pesca han recibido sólo migajas del 2007 al 2015. De hecho, y a pesar de su importancia como generador de divisas, ni el turismo se ha salvado de esta política de marginación presupuestaria al arañar apenas un 0,7 por ciento de participación promedio en el gasto de desarrollo.

Realmente crítico resulta saber que el gasto del gobierno ha tenido un crecimiento anual del 4.6 por ciento en la última década, muy superior al del PIB, y es más preocupante enterarse que el no gravar adecuadamente los ingresos por ganancias de sectores como el financiero y minero, implica que el peso del erario público

"lo carguen los trabajadores que viven al día o bien que apenas pueden solventar sus gastos de una vida digna, mientras los recursos públicos se emplean ineficientemente y se dilapidan en gasto corriente de la burocracia estatal", sobre todo de las élites privilegiadas.

El análisis del Centro de Análisis Multidisciplinario en torno al manejo presupuestal es tajante al recalcar que bajo la "falsa austeridad" manejada desde hace más de una década, se ha acentuado la mala distribución del ingreso y las desigualdades sociales. "No es coincidencia —señala el estudio–, que al amparo de la "nueva" ideología económica y política, las fortunas privadas hayan crecido a ritmos tan acelerados y hayan convertido a varios empresarios en magnates a nivel de posicionarse en las listas de los hombres más poderosos y ricos del planeta".

De cara a los recortes presupuestales, valdría preguntar a los arquitectos de las finanzas públicas: ¿se han hecho en las áreas correctas y de manera juiciosa e imparcial? Si es así, ¿por qué entonces las cifras hablan de un estado de excepción para la enquistada clase política? ¿Quién entonces está mintiendo al país?

esparza